Y vos ¿qué vas a elegir?

Invitamos a un amigo, Tomás Olivieri, a que compartiera su mirada sobre cómo podemos encontrar y desarrollar el trabajo que nos gustaría hacer. Tomás tiene experiencia y vivencias sobre este tema ya que fue Director Ejecutivo de Diagonal Asociación Civil, una organización social que trabaja para desarrollar un mercado laboral más conciente e inclusivo para todos.

Compartimos lo que escribió y tal vez nos lleve a reflexionar sobre lo que queremos hacer en esta vida. Animándonos a Ser y hacer lo que realmente queremos. Y teniendo en cuenta esta frase: “La mayoría de las personas vivimos como si nunca fuéramos a morir y morimos como si nunca hubiéramos vivido”

Que lo disfruten!

Y vos, ¿qué vas a elegir? 

Creo que podemos encontrar aquello que nos gusta sólo cuando logramos soltar la aprobación y el qué dirán y nos animamos a conectarnos con esa parte de nosotros que realmente sabe quiénes somos y para qué venimos a este mundo (Conciencia/Alma).

Deberíamos estar muy atentos a qué tipo de emociones nos genera nuestro trabajo ya que, desde mi punto de vista, sólo aquel trabajo que me inspire y me ponga “la piel de gallina” es el que está hecho a mi medida y es el que me va a conectar con la mejor versión de mí mismo. La mayoría de las personas trabajamos sólo para cubrir determinadas necesidades materiales que nos dan confort y, sobre todo, seguridad. Y eso está bien, pero también pienso que si mi vida sólo se sostiene en trabajar en ese plano al final de mi paso por este mundo seguramente tenga una sensación de vacío importante por no haberme animado a trabajar y explorar otros planos de mi ser.

Y lo que nos tiene a la mayoría de las personas trabajando sólo en el plano del tener y el hacer es el miedo. El miedo es la emoción que más nos impide ser quién realmente somos ya que opera a un nivel inconsciente y muy primario. La mayoría de las creencias, pensamientos, emociones y conductas que tenemos las hemos adquirido durante los primeros 7 años de vida y fueron transmitidas por nuestros padres, educadores, religión y cultura. Y el tema acá es que durante ese período de la vida nuestra mente no tiene capacidad de discernir sino que absorbe todo lo que le dicen sin resistirse y “depositando” el 90% de esa información en el inconsciente.

Hay gente que a los 70 años sigue operando bajo patrones de conducta que se crearon a los 5 años y no es consciente. Y es por esto que el miedo tiene tanto poder sobre nosotros y nos dificulta honrar y vivir la vida. Porque desde niños, para ser queridos y aceptados, hemos aprendido a sobre adaptarnos a situaciones con tal de ser reconocidos y tenidos en cuenta. Y esa misma actitud es la que hoy tenemos la mayoría de las personas con nuestra vida laboral.

Hacemos actividades que no nos realizan como seres humanos pero que, gracias al poder de sobre adaptación, las llevamos adelante. Ahora, ¿qué hacemos con todos los miedos que nos aparecen a la hora de querer ser quienes realmente somos y así conectar con la mejor versión de nosotros mismos? A mí lo que me sirve es tratar de recordar que la mayoría de esos miedos fueron creados por mi mente cuando era sólo un niño y que casi seguro no tengan nada que ver con los miedos que siento hoy. El poder teorizar y racionalizar mis miedos me ayuda a quitarles intensidad y a trabajar con lo que verdaderamente me pasa en el aquí y ahora. Y así puedo ir de a poco abrazándolos e integrándolos como una emoción más de mi vida personal y laboral evitando así que me paralicen y me impidan seguir mi propio camino.

Hay un libro en inglés que se llama “The five request before dying” (los 5 arrepentimientos antes de morir) y que refleja el interesante trabajo que realizó su autora, una enfermera australiana que acompaña a personas que, por enfermedades muy avanzadas, están próximas a morir. Y de esa lista de 5 arrepentimientos, el primero de todos es que las personas nos arrepentimos de no haber sido quien realmente queríamos ser por complacer a los demás. Lo bueno de contar con este tipo de información es que todavía estamos vivos y tenemos todo lo que necesitamos para vivir una vida que, cuando llegue a su fin, no nos haga sentir ese mismo arrepentimiento. “La mayoría de las personas vivimos como si nunca fuéramos a morir y morimos como si nunca hubiéramos vivido”. Hoy tengo el poder de elegir vivir y dejar de sobrevivir. Y vos, ¿qué vas a elegir?

Autor: Tomás Olivieri | Facilitador de Talleres de Duelo para empresas | Mail tomasolivieri@diagonal.org.ar

Anuncios
Publicado en Uncategorized | 4 comentarios

Mi gran oportunidad

“Si tuvieras un don en el cual nadie creyera. Si tuvieras un sueño que nadie creyera que fuera posible. ¿Qué harías?


Hace poco vi la película “One Chance”(“Mi gran oportunidad”) que habla sobre el sueño de Paul Potts, un joven que desde niño quería cantar ópera y todo lo que vive y transita para lograrlo.

La película muestra lo que muchas veces hay que vivir y hacer para llegar a ese sueño. El protagonista, Paul, desde muy chico sabía lo que quería (algo que no todos tenemos en claro y que vamos descubriendo a lo largo de nuestras vidas). Y a partir de ese deseo tan fuerte que tiene emprende su propio camino para realizarlo. Obviamente, que aparecen varios ingredientes interesantes que hacen “tambalear” ese sueño. Como ser: un padre que en un momento no cree mucho en su hijo; el maltrato físico y emocional que recibe desde niño por “ser distinto”(lo más valioso del ser humano es aquello que nos hace únicos); algunos accidentes; la falta de dinero para hacer muchas cosas; su depresión; realizar un trabajo que no le gustaba y nada tenía que ver con su vocación;  y por momentos la falta de confianza en si mismo. Y en este aspecto la película muestra cómo la opinión de alguien muy importante en su carrera como cantante de ópera “marca”(o sentencia) su gran sueño.

Y también hay aspectos más luminosos que acompañan a Paul a seguir creyendo en él y en su sueño. Como ser: una madre que comprende lo que desea y apoya; una novia que lo anima todo el tiempo y que desde siempre lo desafió para hacer lo que quería; su propia confianza, su vulnerabilidad y los riesgos que eligió asumir para poder cantar.

La historia de Paul Potts podría ser la de cualquiera de nosotros que tenemos un sueño y queremos alcanzarlo. En donde aparecen los miedos, los desafíos, los riesgos, el famoso “qué dirán” y todo aquello que por momentos puede influenciarnos para no continuar con nuestro más profundo deseo. Algo que me gustó mucho y me parece muy valioso rescatar son dos cosas: La Confianza en uno mismo: la aceptación total y sincera de quiénes somos y la valentía de mostrarnos de esa forma, sin máscaras que nos oculten y pesen. Y por otro lado, la gente que cree en nosotros, quienes nos rodean y animan, y nos desafían a hacer lo que queremos. Esas personas que nos alientan y que sobre todo confian en nuestro potencial, en nuestro sueño. Cuán importante y necesario es rodearnos de personas que nos acompañen a alcanzar nuestros sueños…

Siento que como Paul para lograr aquello que tanto queremos tenemos que ser un poco locos, salir de lo “normal” , desafiarnos, confiar en nuestro don y compartirlo con los demás, transitar todo lo que tengamos que transitar para lograrlo. Tener fe y pasión, amar lo que queremos. Porque cuando tenemos el para qué (el sentido de lo que hacemos) aparecen las formas para lograrlo. Claro que no es fácil aunque como muestra la película se puede. Al fin y al cabo de eso se trata la vida: transitar por momentos buenos y no tan buenos. El tema radica en lo que cada uno de nosotros elegimos…

Y recordemos que la vida, a su manera, nos dá más de una oportunidad…Y como canta Paul:” Venceré, venceré…”

 

Ana Carolina Corbelle

Publicado en Uncategorized | 5 comentarios

¿Es imposible o es muy difícil?

En una parte del libro de Wayne Dyer “Piensa diferente, vive diferente” habla sobre “La salida fácil” y dice lo siguiente: “Cualquier excusa ofrece la generosa recompensa de la salida fácil. Reconozcámoslo, cuando tienes que elegir entre hacer algo que requiere esfuerzo o algo fácil y sin esfuerzo, es posible que elijas lo segundo, aunque en realidad no sea la opción que conduce a tus objetivos.”

Por momentos siento que desarrollar este emprendimiento se hace muy difícil:  “cuesta arriba”, con más obstáculos de los que me había imaginado y con más esfuerzos de los deseados. Por momentos, solo quiero dejar todo lo alcanzado y buscar otra cosa que me devuelva a mi amada “seguridad”, a mis amigas “las certezas”, y mi añorada “facilidad”(igual no recuerdo haberlas tenido nunca o por lo menos a todas juntas). Y sólo cuando lo pienso por un minuto vuelvo a mi y me conecto con lo que realmente deseo. Y siento que si hoy elijo este camino es porque confio en lo que estoy haciendo y confio en mi. Ya sé que no es fácil mi búsqueda (por momentos necesito que se me exiga más de mi) y la sensación que a veces tengo es que alguien me dice: “Vamos que vos sabes todo lo que tenés para dar y te lo estás guardando. Vos podés”(sería como la voz de mi propia “Cheerleader”o “animadora”)

1964974_10151957053796479_467784618_nEntonces me pregunto: ¿Por qué queremos que las cosas sean “fáciles”? ¿Qué nos aportan las “cosas fáciles”? ¿Cuál sería el desafío? Creo que hay una creencia generalizada sobre que la vida tiene que ser fácil. ¿Qué entiendo  por fácil? Que no requiere esfuerzo, trabajo, compromiso, dedicación, tiempo, conciencia…Entonces si no requiere de nada de eso ¿de qué requiere? ¿Qué sería lo que tengo para aportar?

En mi experiencia  fueron los momentos más difíciles los que me ayudaron a crecer y a crear, en donde más aprendí, en donde más me conocí y en donde me permití ser yo misma(ya que necesitaba explorar todos mis recursos para seguir adelante). En donde desplegué muchas de mis habilidades que desconocía de mi persona. Esos fueron los momentos donde la creatividad y el ingenio buscaban tener un mayor protagonismo.

Como alguien dijo hace poco: “puede ser difícil aunque no es imposible” Y todo está en lo que cada uno quiera creer. Ya lo dijo un maestro taoísta: “en el mundo no hay nada difícil para los que ponen su mente en ello.”

Y ahora que lo pienso, ya no quiero ni que sea ni fácil ni difícil(que sea lo que tenga que ser), lo que quiero es lograr lo que deseo, mi sueño. Y si para lograrlo es necesario que transite esos momentos entonces: ¡Bienvenido!

Hoy, elijo este camino con todas las dificultades y desafíos que aparecen…hoy me comprometo con lo que deseo ser y hacer…Y la paciencia y la perseverancia son dos grandes aliadas…

Ana Carolina Corbelle

Publicado en Uncategorized | 3 comentarios

Arriesgándonos por lo que nos gusta

T.S Eliot dijo “Solamente los que arriesgan llegar demasiado lejos descubren hasta dónde pueden llegar“. Y entonces nos preguntamos:¿Hasta dónde podemos llegar? ¿Cómo nos daremos cuenta que “arriesgamos demasiado”?

Claro que estas son algunas preguntas que nos hacemos y cuyas respuestas vamos explorando día a día. Nuestra pregunta inicial es: ¿A dónde queremos llegar? Wayne Dyer dijo: “No tienes que saber hacia dónde vas, lo importante es estar en camino”.  La misma pregunta ya nos ayuda a ponernos en movimiento y desde ese pequeño y gran paso todo va tomando otro color. Por lo cual para nosotras es importante estar en movimiento, haciendo y atentas a lo que la vida nos va presentando.

Riesgos CoelhoJustamente así fue como surgió SOY más que un trabajo (el nombre fue una gran inspiración de Marisa Martino). Primero, comenzamos a compartir con unos pocos amigos las búsquedas laborales que recibíamos. Y luego sin haberlo planificado comenzamos a recibir Curriculums Vitaes(CVs) de personas que nos decían que estaban buscando trabajo y nos contaban lo que querían hacer(y que no conocíamos). Cada día que pasaba recibíamos más CVs y no sabíamos qué podíamos hacer con ellos. Nosotras creemos en las señales que la vida nos dá y estábamos muy atentas a ellas. Nos decíamos: si nos llegan CVs es para algo, o sea, hay algo que aún no tenemos en claro que tendríamos que empezar a hacer. Y la realidad que lo único claro que teníamos hasta ese momento era que no ibamos a dedicarnos a hacer selección de personal ni seríamos una consultora de recursos humanos. Sentíamos que nuestro aporte y servicio venía por otro lugar…asi que dejamos que las señales nos guiaran, y nos llevaran a descubrir nuestro propio camino, sobre todo porque la cabeza y la razón por momentos no nos ayudaban mucho.

Así, muy de a poco, nuestro proyecto fue tomando color y forma. Comenzamos a ofrecer nuestros primeros talleres y de a poco fuimos creciendo, incorporando nuevas actividades: como las sesiones de Coaching Individual para la búsqueda de trabajo entre muchas otras.

Partimos del no saber y de no tener en claro hacia dónde queríamos ir para luego, en el movimiento(haciendo) ir descubriendo lo que podiamos y queriamos hacer. Así fuimos encontrando un sentido a lo que hacemos. Todo se fue dando de a poco, fue un proceso. Cada vez más confiamos en lo que hacemos y lo más importante es que lo estamos disfrutando. Nos apasiona y entusiasma. Sentimos que acá es donde ponemos nuestros dones y talentos en su máxima expresión. Donde nos permitimos Ser nosotras mismas...y nos sorprendemos constantemente de todo lo que podemos llegar a SER. La Confianza en lo que hacemos y somos es nuestro gran motor y nos motiva para vivir el día a día(sobre todo cuando las cosas nos resultan bastante difíciles).

Por eso les compartimos “CLARIDAD” algo que para nosotras es muy inspirador y que escribió nuestra amiga Luciana Lubreto(una gran Emprendedora y amante también de lo que hace). Sentimos que describe claramente lo que nos pasó. Gracias Lu, por permitirnos compartilo con el mundo! Y dice así:

CLARIDAD
“….no es habitual…..ocurre sin pedir permiso….es un instante…

un valioso instante de claridad….donde suavemente las piezas comienzan a encajar
me toca con calma…me acaricia con serenidad…todo tiene un sentido

algunos tenemos la dicha de vislumbrarlo antes…otros más tarde….
encontrar eso que nos apasionaeso que en realidad vinimos a hacer...y que con el tiempo…se convierte en una linda obligación…sin poder negarnos a realizarlo…no cumplirlo.., seria intentar jugarle, una mala pasada al destino…

ese instante en el que vemos …que estamos en este lugar para ser felices y cumplir nuestros deseos…la vida se viste de gala y nos despliega su abanico de oportunidades, tenemos todo para hacerlo…todo a nuestro alrededor… delante de nuestros ojos…simpleza es el condimento esencial para verlo…elegir el personaje adecuado….para una vida de película…
lo que resulta complicado….deberia ser sencillo…..lo que resulta aburrido….deberia ser divertido….lo que nos entristece…deberia alegrarnos…..

y es cuando finalmente…la frase…
la vida es un regalo
cobra más sentido que nunca…”

Los invitamos a explorar aquello que les gusta y quieren hacer y sobre todo a asumir los riesgos necesarios para lograrlo! Y recuerden que estamos acá para ser felices y cumplir nuestros deseos!

Publicado en Uncategorized | 1 Comentario

Emprendiendo lo que nos gusta

Cada vez conocemos más personas que se animan a realizar su propio emprendimiento. Que deciden  dejar su trabajo en relación de dependencia para desarrollar su sueño, más allá de todas las incertidumbres que puedan tener. Cada vez más personas se desafían para hacer realmente lo que desean sin dejarse llevar por las miradas ajenas(esas que pueden decirnos: ¿”Te volviste loco/a?”, ¿Vas a dejar un trabajo “seguro” por algo que no sabés que puede darte?”)

Emprender“Ser emprendedor es una elección de vida, significa emprender nuestros sueños, ideas y proyectos. Ser emprendedor está más allá de tener o no un emprendimiento propio, es una forma de ser, de sentir, de vivir y por supuesto de trabajar. Significa no quedarse con la opción más fácil sino luchar por lo que queremos de nuestra vida y la de nuestra comunidad. El emprendedor no se resigna ni se da por vencido ante los obstáculos o adversidades, sino que ve oportunidades y desarrolla nuevos proyectos creativamente para mejorar su calidad de vida y la de otros” (Del Manual del programa Jóvenes Emprendedores de INICIA)

Sabemos por experiencia que desarrollar nuestro propio emprendimiento no es una tarea fácil, requiere de trabajo, compromiso, perseverancia, paciencia y sobre todo pasión y convicción por lo que hacemos. Por momentos estamos muy motivados y por otros nos “bajoneamos” porque sentimos que aún no alcanzamos lo que queremos(hasta pensamos en dejar todo para volver a aquello conocido que no nos gustaba). Para esos momentos, a nosotras nos ayuda focalizar en el sentido de lo que hacemos, el para qué y a partir de ahí aceptar que tendremos días más fáciles y otros no tanto(como la vida misma).

Andy Freire, un experimentado y conocido emprendedor, dice lo siguiente: “No ser Emprendedor por obligación: Argentina se ubica entre los primeros cinco países con mayor tasa de generación de nuevos emprendimientos. No obstante, al medir qué porcentaje de los proyectos fracasan, Argentina también se encuentra en los primeros lugares.

Esto se debe en gran medida a que muchos proyectos no nacen del convencimiento, sino como un salvoconducto para “llegar a fin de mes”. En esta dirección, la pasión es el ingrediente secreto: el emprendedor es un verdadero apasionado por su proyecto

Los alentamos a hacer lo que cada uno realmente desea. Ya sea a nivel laboral, profesional, personal. Cuando emprendemos, cualquiera sea el motivo, lo importante es dejarnos guiar por nuestra intuición, por lo que sentimos, por ese deseo que nos llena de energías y nos dá vitalidad. Claro que la valentía y el coraje son características necesarias para emprender y desde nuestra experiencia podemos decir que cuando realmente deseamos algo todo es posible. Si alguno tiene dudas sobre esto entonces que mejor que experimentarlo….

Les compartimos este video que es muy motivador, sobre todo, para esos momentos que estamos cansados, desganados o en los que creemos que es mejor “tirar la toalla”. Una de las cosas que dice es que no existe el momento “perfecto” para hacer las cosas, para empender, somos nosotros quienes tenemos que crear las oportunidades! Que lo disfruten! Motivación

 

 

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

FRACASOS

Hace tiempo que nos preguntamos por qué el Fracaso tiene mala fama. Por qué son pocos los que se atreven a hablar del tema y contar su propia experiencia. Desde el vamos nos cuesta escribir y leer la palabra “F-R-A-C-A-S-O”, casi que no la teníamos en nuestro diccionario de vida, casi que la evitamos todo el tiempo. Les diríamos que para nosotras es una de las “malas palabras”.

Hay muchas definiciones sobre esta palabra aunque la que más nos inspira es la que  significa “estrellarse” o “romperse”(que emana del vocablo italiano fracassare). Creemos que al “rompernos” podremos ver y valorar lo mejor de nosotros. Rompemos lo “viejo” para darle lugar a lo nuevo, a lo desconocido, a lo incierto…Claro que para lograr esto primero tenemos que “estrellarnos” y la realidad es que son pocos los que se animan a hacerlo.

Necesitamos repetir y escribir muchas veces la palabra FRACASO asi la naturalizamos y la aceptamos. Nos preguntamos: ¿Qué es el fracaso? y ¿Por qué a varios nos cuesta tanto hablar sobre el tema? Tal vez sea porque vivimos en una sociedad donde el éxito está sobrevaluado aunque para ser “exitoso” antes tuvimos que haber fracasado varias veces. Nos dicen todo lo que tenemos que hacer para ser exitosos(el resultado final) pero poco  se habla sobre lo que tenemos que transitar para alcanzarlo.

Por eso consultamos a algunos amigos sobre la temática en cuestión y fue esto lo  que nos dijeron:

El FRACASO es….

  • “Un acontecimiento en la vida, que estimula a seguir avanzando”
  •  “Es una palabra que casi no uso. Pero si pienso en ello lo tomo como algo que no pudo ser. Más que decir fracaso, yo hablo que aun no es mi tiempo para…”
  • “Saber que tengo límites, que no todo me va a salir bien, que hay situaciones que me pueden superar, me pueden doler, que no soy omnipotente”
  • “Los fracasos yo los veo como “aprendizajes”, no todo en la vida nos sale bien de “una” y a través de los fracasos se puede aprender mucho, corregir errores, volver a definir objetivos, orientarnos con mayor precisión hacia lo que queremos”
  • “No empezar”
  • “Algo a transitar, aprender, crecer en el camino a solucionar eso que salió diferente a mis espectativas…la palabra fracaso en mi vocabulario les diría que no está.
    Todo sucede por algo y se puede solucionar, a veces tardamos un poco mas, eso es todo.”
  • “Fracaso implica mucho. Intentar muchas veces y no poder. Lo relaciono con no hacer lo adecuado para que salga bien. Pero llamo fracaso después de miles de intentos.”
  • “No aprender de los errores; ponerse objetivos viables y darse por vencido a mitad de camino o ante el primer obstáculo.”
  • “No poder cumplir algún objetivo. es un sentimiento de frustración y de pesar.”

Y ya lo decía el Sr. Henry Ford: “El fracaso es sólo la oportunidad de comenzar de nuevo de forma más inteligente”.

Y cuando nos referimos al fracaso aparece su hermano menor el “error” o su prima la “equivocación”. Esta familia no es muy querida ni bien recibida en general. Tal vez porque poco se habla de ellos, o porque se habla más de los éxitos que de los fracasos. Pero sabemos que es vital incorporarla no solo a nuestras vivencias sino también a nuestro vocabulario. Tal vez la clave de todo es aprender de nuestros errores y seguir adelante. Si viéramos el error como una oportunidad seguramente sería más fácil asumir nuestros fracasos. Y recordemos que para lograr el “exito” es inevitable haber fracasado varias veces. Esto ya lo dijo W. Churchill:  “El éxito es aprender a ir de fracaso en fracaso…sin perder el entusiamo”

Cuando les preguntamos a nuestros amigos sobre qué creen que les permite el fracaso esto fue lo que nos compartieron:

El FRACASO me permite….

  • “Crecer, buscar alternativas”
  • “Pensar lo que me pasa para mejorar como persona, valorar otros aspectos de mi vida
    medir mi capacidad para recuperarme”
  • “Aprender, crecer, fortalecerme”
  • “Cuestionarme, desafiarme, aprender”
  • “Continuar con más energía”
  • “Darme cuenta de que estaba pensando mal las cosas. O que directamente no era algo para mi, era auto impuesto. Si lo deseamos con fe y amor no fracasamos.”

Jack

¿Cuántas veces intentaste hacer algo? ¿Una, dos, tres veces? Tampoco sabemos cuántas veces tenemos que fracasar para lograr lo que deseamos. Puede que sean tres, cincuenta o mil veces. Lo que sí sabemos es que no tenemos que perder el entusiasmo y la pasión(claro que no es fácil aunque se puede lograr). Creemos que es necesario aprender de los fracasos, para Hacer y Ser distinto, para avanzar en el camino que estemos recorriendo. Que el fracaso no nos paralice sino que nos anime a continuar con lo que deseamos, que nos sirva para modificar aquello que ya no nos sirve. Que nos estimule a mejorar y a usar todo nuestro potencial….

Como dijo nuestra amiga Moira “el fracaso es una parte intrínsica de la vida. Sin fracasos no nos damos cuenta de nuestros logros, y no los podemos valorar como tales al conseguirlos”

Los alentamos a arriesgarse por sus sueños y a fracasar todas las veces que sean necesarias. Nosotras hemos fracasado muchas veces para lograr lo que queremos y hemos aprendido mucho en todo el proceso. La realidad es que ahora nos amigamos con el fracaso(y con toda su familia) sabemos que es parte de la vida, y lo aceptamos como tal, encontrando lo positivo para seguir construyendo.

Les compartimos este video que nos anima a FRACASAR y a FALLAR para lograr aquello que realmente deseamos. Ya que como bien dicen para vivir la vida hay que asumir riesgos y si nunca hemos fallado es porque nunca hemos tratado algo nuevo: http://www.youtube.com/watch?v=4zLRglyiVAI

Publicado en Uncategorized | 4 comentarios

Ana Carolina Corbelle y la valentía de transitar el cambio

Pasiones y acciones

Búsqueda y sentido. El camino de Ana esta guiado por estos principios. Con más de doce años de trabajo en el sector social, decidió compartir sus pasiones, preguntas y saberes a través de “SOY más que un trabajohttps://soymasqueuntrabajo.wordpress.com; emprendimiento que acompaña a las personas que están en una búsqueda o cambio laboral.

Me interesó su mirada sobre la relación con el trabajo y el camino recorrido, los invito a que lo transitemos junto con Ana:
ana-caro
-¿Cómo surge SOY más que un trabajo?
Comencé de casualidad a vincularme con las organizaciones sociales participando como voluntaria de Diagonal Asociación Civil http://www.diagonal.org.ar, institución enfocada en desarrollar un ámbito laboral que tome conciencia de sus actuales paradigmas y que pueda transformarse en un entorno más justo, humano e inclusivo. Dentro de este contexto se especializan en la reinserción laboral de personas de + 45 años.
A partir de allí empecé a…

Ver la entrada original 483 palabras más

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario